Nueve de cada diez jóvenes han estado expuestos al «humo digital», según un estudio

Nueve de cada diez jóvenes han estado expuestos al «humo digital», según un estudio

19/04/2023 Desactivado Por 49k Noticias

– Esto duplica la posibilidad de que caigan en el tabaco, el vapeo y los nuevos consumos de nicotina

MADRID, 19 (SERVIMEDIA)

La Asociación Española contra el Cáncer (AECC) presentó este miércoles un estudio que revela que nueve de cada diez jóvenes han estado expuestos al «humo digital» (humo que se ve en las pantallas), lo que duplica las posibilidades de que se hagan consumidores de tabaco y de nuevas formas de consumo de nicotina como el cigarrillo electrónico, las cachimbas o los productos de tabaco calentado sin combustión.

Según el estudio ‘Influencia de las Plataformas de Video On Demand y medios sociales en la exposición al tabaco’, el 91,3% del total de jóvenes han tenido una exposición a una forma de inhalación de humo, a través de medios sociales o plataformas, en los últimos 30 días.​ La encuesta ha sido realizada entre 1.730 con edades comprendidas entre los 16 y 31 años en el periodo comprendido entre el 15 de noviembre y 14 de diciembre de 2022.

Según los investigadores, «esta exposición está fuertemente correlacionada con el consumo, tanto de tabaco como de nuevas formas de inhalación de humo», ya que «entre las personas que han tenido esta exposición hay más del doble de fumadores (53,1%) que entre aquellos que no han tenido esta exposición (24,5%).

El tabaco tradicional sigue ocupando una parte importante y problemática del consumo juvenil, ya que un 33,2% hace un consumo al menos mensual. Este porcentaje se incrementa hasta el 39,6% para las nuevas formas de consumo, lo que preocupa a los expertos.​

Además, los jóvenes siguen teniendo actitudes positivas hacia el tabaco. Siguen arraigadas ideas como que fumar cigarrillos y parecer interesante (44,1%); o que el consumo de tabaco ayuda en situaciones psicológicas complicadas (44,8%); otros jóvenes afirman fumar hace más fácil ligar o hacer amigos (36,5%).​

En cuanto a las nuevas formas de consumo, las actitudes recogidas en el informe «son mucho más positivas que respecto al tabaco tradicional porque piensan que son inocuas para la salud». La investigación releva que el 57,2% de los jóvenes afirma que estos nuevos consumos están de moda porque los realizan actores, ‘streamers’, ‘influencers’; además, creen que vapear es mejor porque no deja malos olores (53,1%); creen que es más fácil dejarlo (51,4%); y, además, opinan que es una buena forma de compartir experiencias con amigos (37,6%). ​

Quizás también te interese:  Uno de cada diez adolescentes ha realizado retos virales peligrosos en Internet

La conclusión que extrae el doctor Sebastián del Busto, miembro del Comité Organizador de a 9ª Conferencia Europa ‘Tabaco o Salud’, es que «la industria del tabaco se ha reinventado con nuevas estrategias de marketing en el mundo digital y en otra plataformas y nueve de cada diez personas están expuestas, lo que duplica su consumo posterior de tabaco en todas sus formas».

OBJETIVO DE LAS TABAQUERAS

En la misma línea, la Asociación Española contra el Cáncer denunció que los adolescentes y jóvenes españoles son el nuevo objetivo de las nuevas campañas de la industria tabaquera, «que se está reinventado a través de los nuevos productos de consumo, que a su vez se están normalizando a través de los ‘directos’ o ‘post’ de ‘youtubers’, o ‘influencers’, ya que fuman en sus apariciones en las redes sociales».

La AECC destacó que esto se hace «para incitar al consumo entre personas que no fuman y para que apetezca más el consumo entre personas que sí lo hacen, por lo que no es inocente que aparezcan fumando o vapeando en sus contenidos de una forma natural, sin que se avise de que esa actitud forma parte de una campaña».

Según Diego de Haro, técnico del Observatorio de la AECC, «cualquier tipo de menajes que se dé a través estas plataformas tienen un impacto enorme entre adolescentes y jóvenes, ya que los seguidores de estos personajes llegan a pensar que se normaliza el consumo de las nuevas formas de tabaco, al ver en pantalla como las consumen».

La Aecc denuncia la inexistencia de una ley que regule este aspecto en los medios sociales y las plataformas de video bajo demanda porque «se han convertido en la principal vía de normalización del consumo de nuevos dispositivos y del tabaco tradicional».

Quizás también te interese:  Telefónica y GSK presentan su programa de formación de cirujanos en remoto con 5G

Según el estudio, el 82,5% de los jóvenes ha tenido al menos una forma de exposición al tabaco en plataformas o medios. Además, el 83% ha tenido al menos una forma de exposición al vapeo o cachimbas.

CACHIMBAS Y VAPEO

Por otra parte, la doctora Karen Ramírez, responsable de Prevención de la Aecc destacó el peligro del consumo de cachimbas, vapeo (cigarrillo electrónico) y de productos de tabaco calentado sin combustión.

«Cuando unos jóvenes comparten una cachimba entre tres o cuatro, esto supone un consumo similar al de 50 cigarrillos por cabeza. Además, aunque se cambie la boquilla en cada uso, si la cachimba se ha usado antes con nicotina, parte de esta nicotina puede pasar a los consumidores a través del interior de la manguera, que no se cambia».

Sobre el cigarrillo electrónico, según Ramírez, se conocen sus efectos nocivos para la salud desde 2016. «No podemos saber efectos a largo plazo, pero los de corto plazo ya son suficientes para constatar que son nocivos. Muchos de los tóxicos de los cigarrillos electrónicos, como la nicotina puede desarrollar cáncer, a los que se añaden nuevos nuevos compuestos como el propilenglicol o la glicerina».

Por otra parte, algunos usuarios de estos productos pueden manipular su carga con líquidos comprados en Internet que contienen más nicotina y son más perjudiciales para la salud. «Uno de ellos saborizantes más peligrosos es el mentol, porque aumenta la absorción de nicotina. Lo más peligroso es hacer mezclas de forma personal con productos a través de Internet, comprados en páginas sin control», apuntó la especialista de la Aecc.

Y algunos de los compuestos al calentarse se convierten en otros tóxicos. «En cuanto a que se pueda dejar de fumar de forma fácil, no es cierto, en realidad es una puerta de entrada al consumo, y también a una forma de consumo dual: tabaco tradicional más cigarrillo electrónico».

CONGRESO ANUAL

Por otra parte, la Asociación anunció la 9ª Conferencia Europa ‘Tabaco o Salud’, que se celebrará en Madrid entre los días 26 y 28 de abril en el recinto de IFEMA, que este año reunirá a expertos y a jóvenes de toda Europa con un objetivo común: lograr la primera generación de jóvenes libres de tabaco.

Quizás también te interese:  La AMI celebra que el Gobierno incluya la prensa entre los beneficiarios del canon digital por copia privada

«No buscamos un congreso científico al uso, sino un movimiento de jóvenes, liderados por jóvenes con representantes de la OMS y otras entidades de salud. Queremos incorporar la perspectiva de los jóvenes, y ellos van a buscar alternativas. Hay jóvenes que ya se han dado cuenta de que son el objetivo de las campañas de marketing», aseveró el doctor Sebastián del Busto.

En cuanto a qué se puede hacer, el experto relató que en Dinamarca, por ejemplo, ya se está equiparando la normativa de las nuevas formas de fumar a las leyes del tabaco; y en Francia, el precio de la cajetilla es el doble que en España, además de que la caja va envuelta y no se ve la marca del producto.

«En España, sin embargo, tenemos un precio del tabaco bastante bajo y no se regula la promoción del tabaco en plataformas digitales, por lo que hay que mejorar la legislación antitabaco», concluyó.